Un zombi (en plural zombis,[1] del criollo haitiano zonbi)[2] se refiere en términos generales a un ente que, de una u otra manera, puede resucitar o volver a la vida. El concepto de zombi encuentra sus orígenes en una figura legendaria propia del culto vudú haitiano. Se trata de un muerto resucitado por medios mágicos por un hechicero para convertirlo en su esclavo. De acuerdo con la creencia, un houngan, bokor o hechicero vudú, sería capaz, mediante un ritual, de resucitar a un muerto, que quedaría, sin embargo, sometido en adelante a la voluntad de la persona que le devuelve la vida. También, según una creencia popular, se dice que una persona que es mordida por un zombi, se convierte en uno de ellos.[3]

Le Dit des trois morts et des trois vifsLos tres vivos y los tres muertos»), cuadro del siglo XVII.
Es común encontrar en la cultura que se relacionen las adicciones con el estado de zombi. En la foto un cartel de advertencia en un campo sembrado.