cover image

La batalla de Yungay fue el enfrentamiento bélico que puso fin a la Confederación Perú-Boliviana, en el marco de la Guerra contra la Confederación Perú-Boliviana entre el Ejército Confederado Perú-Boliviano y el Ejército Unido Restaurador, formado con fuerzas de Chile y de peruanos contrarios a la confederación, para lo cual Agustín Gamarra otorgó el mando al general chileno Manuel Bulnes.[nota 1] Se desarrolló en Yungay, en territorio del Estado Nor-Peruano, a partir de las nueve de la mañana del 20 de enero de 1839.

Quick facts: Batalla de Yungay, Fecha, Lugar, Resultado, C...
Batalla de Yungay
Guerra contra la Confederación Perú-Boliviana

Plan de la batalla de Yungay con acuarela, por Carlos Wood.
Fecha 20 de enero de 1839
Lugar Yungay, Estado Nor-Peruano
Resultado Victoria decisiva del Ejército Restaurador
Consecuencias Disolución de la Confederación
Beligerantes
Ejército Confederado Perú-Boliviano Ejército Unido Restaurador
Comandantes
Protector Andrés de Santa Cruz Comandante en Jefe del Ejército Manuel Bulnes
Fuerzas en combate
4052[1]-6100[2] hombres
4 piezas de artillería[3]
5267[2]-5302[4] hombres
8 piezas de artillería[5]
Bajas
2 generales y 1400 soldados muertos; 3 generales, 9 coroneles, 155 oficiales y 1600 soldados (en su mayoría heridos) hechos prisioneros, 2500 fusiles, 7 banderas y todo el parque, artillería, botiquines, cajas de cuerpo y material bélico capturado[6][7] Oficialmente 1 general, 2 jefes, 11 oficiales y 215 soldados muertos y 28 oficiales y 407 soldados heridos,[7][8] aunque pudieron alcanzar los 1500 muertos y heridos[9]
Close

Al inicio de la batalla, la cual se desarrolló por compañías y no por batallones,[11] las fuerzas restauradoras asaltaron las posiciones confederadas en los cerros Pan de Azúcar y Punyán. Cuando consiguieron el objetivo, los restauradores convergieron sobre la ribera norte del río Áncash, desde donde los confederados esperaron que sus enemigos cruzaran el río, y los atacaron tras sus trincheras que corrían paralelas al río.

Después de algunas horas de combate, uno de los regimientos restauradores cedió y fue seguido por otras unidades. En este punto, las acciones de los generales Manuel Bulnes y Ramón Castilla decidieron la batalla en favor de los restauradores, quienes desalojaron a sus enemigos del cerro Pan de Azúcar, cruzaron la quebrada del río Áncash y derrotaron al ejército Confederado. Andrés de Santa Cruz, el mandatario de la Confederación, afirmó que la deserción del coronel Eusebio Guilarte Vera influyó en el resultado del combate.

Oops something went wrong: