cover image

Rin

río de Europa / De Wikipedia, la enciclopedia libre

El río Rin[2] (en alemán: Rhein; en francés: Rhin; en neerlandés: Rijn; en romanche: Rain) es un importante río de Europa, siendo la vía fluvial más utilizada de la Unión Europea (UE).[3] Con una longitud de 1230 km (14° más largo de Europa),[1] es navegable en un tramo de 883 km entre Basilea (Suiza) y su delta en el mar del Norte.[3] Su caudal medio es de 2100 m³/s, y forma un delta común con el río Mosa.[4] Entre las ciudades más grandes e importantes del Rin se encuentran Basilea (Suiza), Estrasburgo (Francia), Colonia, Düsseldorf (Alemania) y Róterdam (Países Bajos).

Quick facts: Río Rin, Ubicación geográfica, Cuenca, Nacimi...
Río Rin
Rhein - Rhin - Rijn - Rain

El Rin a su paso por Basilea (Suiza)
Ubicación geográfica
Cuenca Rin
Nacimiento Alpes
Cambia de nombre Canal Ámsterdam-Rin, Kromme Rijn, Lek, Nederrijn, Oude Rijn, IJssel, Waal
Desembocadura Mar del Norte
Coordenadas 51°58′51″N 4°05′35″E
Ubicación administrativa
País Suiza Suiza
Austria Austria
Liechtenstein Liechtenstein
Alemania Alemania
 Francia
Países Bajos Países Bajos
División
Ver lista
Cuerpo de agua
Afluentes Aar, Neckar, Meno, Mosela, Ruhr
Longitud 1230 km[1]
Superficie de cuenca 185 000 km²
Caudal medio 2100 /s
Altitud Nacimiento: 2345 m
Desembocadura: 0 m
Mapa de localización
Mapa del Rin
Cuenca del Rin
Close

Junto con el Danubio, el Rin constituía la mayor parte de la frontera septentrional (el limes) del Imperio romano. Los romanos lo denominaban Rhēnus. Más tarde, franceses y alemanes lucharon en este río para afirmar su poder.[5] El Rin también sirvió como una importante ruta para el comercio, generando riqueza para varios pueblos, desde frisones y vikingos hasta los mercaderes de la Liga Hanseática y la Edad de Oro de Ámsterdam.[6]

Inicialmente, fue la industria textil la que descubrió los beneficios del Rin. Después vino la industria química, y en las últimas décadas se han construido a orillas del río algunas de las plantas siderúrgicas, automotrices, textiles y químicas más grandes del mundo, con canales que conectan el Rin con el Mar Báltico, el mar Mediterráneo y el océano Atlántico. Sin embargo, los embarques de mercancías libres a lo largo del Rin solo ha sido posible desde 1868, cuando se firmó la Convención de Mannheim.[7]

El Rin atraviesa regiones muy diferentes, lo que afecta su régimen y sus posibilidades de uso.[8] Además cuenta con puntos destacados dentro de la geografía europea como las cataratas del Rin en Schaffhausen que constituyen el salto de agua de mayor caudal promedio del continente.[9]

El río también ha jugado un papel central en la configuración de la cultura de Europa.[6] Así, entre las variadas actividades culturales y de esparcimiento, durante los meses más cálidos, miles de personas se bañan en sus aguas a su paso por Suiza.[10]